SEMANA SANTA

El mejor arte y el olor a incienso toman las calles de Cádiz por Semana Santa

Hay procesiones de lujo, austeras, con escenas dramáticas, curiosas y con rivalidades cofrades ancestrales. Todo eso y más cabe en la Semana Santa de Cádiz y su provincia. Más de 300 cofradías y hermandades protagonizan esta Semana Mayor que goza de mucho prestigio en Andalucía.

Hermandad del Prendimiento en Arcos. EFETUR/Diputación Cádiz.

La ambientación, la música y el silencio, el olor a cera quemada y a incienso y a flores recién cortadas no faltan en estos días de Pasión en los que Cádiz sigue derrochando mucho arte.

En una provincia con tanta historia -y más de 300 Cofradías y Hermandades- la Semana Santa ha tamizado todos los aconteceres y en ella se refleja desde de la conquista cristiana de Al-Ándalus hasta la huida de Gibraltar.

Como en toda Andalucía, la Semana Santa se caracteriza por la sucesión de procesiones de las diferentes Hermandades desde el Domingo de Ramos hasta el Domingo de Resurrección, algunas tan antiguas como la del Mayor Dolor de Jerez, fundada por zurradores, zapateros y curtidores en 1488 o la del Cristo de las Misericordias de Chipiona, cuyos estatutos más antiguos datan de 1550.

Singularidades de la Semana Santa

En Cádiz no hay que perderse en el Domingo de Ramos el Cristo de la Humildad y Paciencia, antiquísima talla cuya Cofradía fue fundada en 1621 por un grupo de cargadores de indias de origen vasco.

En Jerez, destaca “el Prendimiento” con su espectacular olivo, uno de los más grandes de la Semana Mayor de Andalucía, o la “Amargura”, Hermandad de gran devoción y tradición cofrade.

Imagen de archivo de 2006 que muestra una treintena de nazarenos de la cofradía de Penitencia de Nuestro Padre Jesús de la Sentencia y Nuestra señora del Buen Fin que esperan la salida del palio de la Iglesia de Nuestra Señora de la Merced, durante la Semana Santa de Cádiz. Foto: EFE/Jorge Zapata

Imagen de archivo de la Semana Santa de Cádiz. EFETUR.

Si viajamos a San Fernando, un momento especial en su Semana Santa es el paso de la Cofradía de las Tres Caídas ante la popular Venta de Vargas, vinculada al cantaor Camarón de la Isla, donde el Jueves Santo los saeteros le cantan al Titular.

Mención especial merece la imagen del Cristo de las Misericordias en Chipiona, que tiene un gran arraigo popular con motivo del Terremoto de Lisboa de noviembre de 1755. Cuando las aguas inundaron la ciudad, el pueblo sacó al Cristo en rogativa y las aguas bajaron de nivel seguidamente, por lo que fue considerado un milagro.

De interés turístico

Muchas de ellas están declaradas de Interés Turístico Nacional, como las de Jerez o Arcos de la Frontera, donde los pasos apenas caben por las calles estrechas y empinadas. Además, la Junta de Andalucía considera de Interés Turístico la Semana Santa de una veintena de pueblos gaditanos.

Entre ellos figura la de Alcalá del Valle, donde destaca el desfile de hornazos y la “Carrerita de San Juan”, en la que el Santo recorre a gran velocidad las calles del pueblo hasta encontrar a la Virgen para avisarle de la Resurrección de su hijo. Alcalá del Valle vive tan intensamente su Semana Santa que cada Cuaresma más de 100 vecinos representan la Pasión y Muerte de Jesucristo.

La procesión del Nazareno recorre las calles del barrio Santa María durante la noche del Jueves Santo en Cádiz. EFE/Archivo. Román Ríos.

En San José del Valle destaca la representación teatral de la Pasión de Cristo y las salidas procesionales y en Benaocaz, el Viernes Santo, tiene lugar la procesión de la Pasión, compuesta por siete pasos con gran tipismo en su recorrido.

 

Judas y los toros, símbolos del mal

El Domingo de Resurrección es muy especial en pueblos de la Sierra y en La Janda, donde además de las procesiones del Resucitado se celebran las fiestas de los toros o la Quema del Judas en Conil.

Ese mismo día, se suelta el “toro embolao” en Los Barrios y en Vejer, y el del “Aleluya” en Paterna y en Arcos de la Frontera, donde los más valientes se atreven a correr delante de dos reses bravas.

Gastronomía

La gastronomía está muy presente durante estos días de Pasión y en Vejer de la Frontera continúa vigente la tradición de ofrecer a los nazarenos “roscos” y “pan duro” tras la recogida de la procesión.

Si hay que escoger al dulce más singular, ese es el rosco en forma de corona de espinas que vende la centenaria pastelería de la Victoria, en San Fernando.

Una Semana Santa, la de Cádiz, poliédrica; con tradiciones que se mezclan para dar a cada desfile procesional, a cada Hermandad o a cada pueblo un sello característico propio que sirven de gancho al turista.

(1 votes, average: 5,00 out of 5)
Loading...
Etiquetado con: ,
Publicado en: España

Turismo TV <p>Entrevista al alcalde de León, Antonio Silván. Foto: EFETUR</p>
Ver video

Entrevista a Antonio Silván, alcalde de León, Capital española de la gastronomía 2018 duración: 4:44

Ver más videos

SERVICIOS