ISLAS Y CASTILLOS

¿Quieres alquilar una isla para tus vacaciones?

La isla del Burguillo ofrece la posibilidad de ser, por unos días, único habitante de una isla amurallada y alojarse en el interior de un castillo milenario. Está en El Tiemblo -Ávila-, en el corazón del pantano del Burguillo.

  • <p>Vista general de la Isla del Burguillo, Ávila. Foto. Cedida por Isla del Burguillo</p>

    Vista general de la Isla del Burguillo, Ávila. Foto. Cedida por Isla del Burguillo

  • <p>Fachada del castillo de la Isla del Burguillo, Ávila. Foto. Cedida por Isla del Burguillo</p>

    Fachada del castillo de la Isla del Burguillo, Ávila. Foto. Cedida por Isla del Burguillo

  • mas infoUnicode<p>Vista general de la Isla del Burguillo, Ávila. Foto. Cedida por Isla del Burguillo</p>

    Vista general de la Isla del Burguillo, Ávila. Foto. Cedida por Isla del Burguillo

  • <p>Terraza de la Isla del Burguillo, Ávila. Foto. Cedida por Isla del Burguillo</p>

    Terraza de la Isla del Burguillo, Ávila. Foto. Cedida por Isla del Burguillo

  • mas infoUnicode<p>Salón del castillo de Isla del Burguillo, Ávila. Foto. Cedida por Isla del Burguillo</p>

    Salón del castillo de Isla del Burguillo, Ávila. Foto. Cedida por Isla del Burguillo

<p>Vista general de la Isla del Burguillo, Ávila. Foto. Cedida por Isla del Burguillo</p>
Fachada del castillo de la Isla del Burguillo, Ávila. Foto. Cedida por Isla del BurguilloVista general de la Isla del Burguillo, Ávila. Foto. Cedida por Isla del BurguilloTerraza de la Isla del Burguillo, Ávila. Foto. Cedida por Isla del BurguilloSalón del castillo de Isla del Burguillo, Ávila. Foto. Cedida por Isla del Burguillo

Son muchos los que han soñado alguna vez con perderse en una isla desierta para ser dueño y señor de un espacio deshabitado o vivir como un rey en una una fortaleza medieval pero… ¿y si se pudiesen hacer ambas cosas?. Atención a esta interesante iniciativa: disfrutar de unas vacaciones en la isla del Burguillo (Ávila), un islote amurallado con un castillo en su interior.

“Es una ventana al pasado que logrará sumergirnos en una época en la que los caballeros y las doncellas, la oscuridad y la hambruna, los feudos y tal vez los dragones convivían en sociedad”

Se trata de una “fortaleza singular milenaria localizada en uno de los mas bellos parajes de la Castilla española”. Así describe a Efetur uno de los miembros de la familia propietaria de la isla, Daniel del Río, la esencia de este enclave y  añade: “Es una ventana al pasado que logrará sumergirnos en una época en la que los caballeros y las doncellas, la oscuridad y la hambruna, los feudos y tal vez los dragones convivían en sociedad”. “Imaginación es lo único que se necesita para disfrutar de éste idílico lugar”, sugiere.

Está ubicada en el Pantano del Burguillo, en la cuenca del río Alberche, pertenece al ayuntamiento de El Barraco y se encuentra a sólo una hora de Madrid y a 35 minutos de Ávila.

Un paraíso aislado

Este terreno, de una hectárea de superficie, se localiza en el corazón del Embalse de El Burguillo, está amurallado con piedra granítica y dispone de tres puertas de acceso a las playas y al embarcadero. La intimidad y el silencio son su telón de fondo porque, según explica a Efetur la administradora de Isla del Burguillo S.L, Yolanda Merino, este espacio “apenas tiene pendientes y los viñedos y los árboles hacen que el castillo no sea visible desde la carretera”. Por ello -prosigue- sólo te das cuenta de su existencia “al pasar en barca o desde alguna vereda, lo que le confiere una gran privacidad, dentro de un entorno bello y singular”.

Playa de Isla del Burguillo, Ávila. Foto. Cedida por Isla del Burguillo

Playa de Isla del Burguillo, Ávila. Foto. Cedida por Isla del Burguillo

Constituye el lugar perfecto para alejarse unos días del bullicio y vivir una tranquila experiencia rodeado de agua, viñas, árboles frutales y pinos. La distancia que le separa de tierra firme es de sólo 300 metros y se accede a ella con la ayuda de una barca de remos.

Dormir a cuerpo de rey

Pero ser dueño de una isla durante unos días no es el único atractivo: estas murallas albergan un castillo que le añade más originalidad a la experiencia. Dispone de 6 habitaciones -distribuidas entre los dos pisos del complejo- con capacidad para 10 personas.

“Su ubicación le confiere una gran privacidad, dentro de un entorno bello y singular”

En la planta baja se encuentra el porche, la cocina-comedor con chimenea de leña, y la bodega. En el primer piso hay, además de dos dormitorios y un baño completo, un salón con chimenea desde el que se accede a una terraza almenada con vistas al pantano.

La torre del Castillo cuenta también con una habitación con baño incorporado y, en la parte superior de la misma, una terraza con vistas al entorno.

Ya en el exterior, delante del porche, se puede preparar una suculenta comida al aire libre en la barbacoa de piedra.

Fachada del castillo de Isla del Burguillo, Ávila. Foto. Cedida por Isla del Burguillo

Fachada del castillo de Isla del Burguillo, Ávila. Foto. Cedida por Isla del Burguillo

Un lugar con historia

Este terreno, de unos 10.000 metro cuadrados, fue adquirido en 1979 a su anterior propietario, el empresario Eduardo Barreiros, por la familia de Fernando Merino que la “amuralló y arboló, reconstruyó el castillo y la dotó de los servicios de agua y electricidad”. Y añade: “Cuando se construyó el castillo, como vivienda unifamiliar, no teníamos en mente convertirlo en un alojamiento rural pero, hace unos años, nos dimos cuenta de que era algo que merecía ser compartido”.

“Hace unos años nos dimos cuenta de que era algo que merecía ser compartido”

La isla data de 1926 -año en que se inauguró el embalse- aunque las obras del embalse se iniciaron en 1913 durante el reinando Alfonso XIII con el objetivo de abastecer de electricidad a la vía férrea que unía Madrid con Ávila y Segovia.

Según explica Yolanda Merino, “por su enorme singularidad este espacio ha sido objeto de la filmación de exteriores de diversas películas y anuncios”.

Un entorno para la diversión

Todo lo anterior se enmarca en un entorno que invita a tomar el sol sobre sus playas de arena clara o a darse un chapuzón en el “agua cristalina” procedente de la Sierra de Gredos.

También se puede practicar el turismo ornitológico ya que en este espacio se avistan numerosas aves como el roquero rojo, el pechiazul, el bisbita ribereño o el gorrión. Destaca también la presencia de rapaces como el águila real, el águila calzada, el águila culebrera o el milano negro.

Vista general del Pantano del Burguillo, Ávila. Foto. Cedida por Isla del Burguillo

Vista general del Pantano del Burguillo, Ávila. Foto. Cedida por Isla del Burguillo

“Por su enorme singularidad este espacio ha sido objeto de la filmación de exteriores de diversas películas y anuncios”

Los amantes del deporte pueden practicar disciplinas como natación, piragüismo, remo, senderismo, pesca o esquí acuático, entre otras propuestas. “Y si se quiere volver a la civilización, en 10 minutos en coche se llega a El Barraco o El Tiemblo, donde se puede degustar un sabroso asado en el restaurante El Descanso”, sugiere.

Una vivencia de lo más original en la que disfrutar de un día de alquiler completo -isla más castillo- “cuesta unos 600, 500 o 400 euros al día” -en función de la duración total de la estancia-.

(No Ratings Yet)
Loading...
Etiquetado con: , ,
Publicado en: Hoteles

Turismo TV <p>Entrevista al alcalde de León, Antonio Silván. Foto: EFETUR</p>
Ver video

Entrevista a Antonio Silván, alcalde de León, Capital española de la gastronomía 2018 duración: 4:44

Ver más videos

Servicios