ECOTURISMO

Festivales étnográficos, en busca de tradiciones del mundo

Nos adentramos en algunos de los festivales más llamativos de nuestro planeta, donde se funden tradiciones ancestrales y un escenario de colores, danzas y músicas autóctonas. Propuestas del nuevo catálogo de Ecowildlife que nos invitan a descubrir el mundo de forma diferente en nuestros viajes de 2016.

  • <p>Olimpiadas rurales en Mongolia. Foto. Cedida por Ecowildlife</p>

    Olimpiadas rurales en Mongolia. Foto. Cedida por Ecowildlife

  • <p>Danzas de Sarong, Indonesia. Foto. Cedida por Ecowildlife</p>

    Danzas de Sarong, Indonesia. Foto. Cedida por Ecowildlife

  • <p>Fiesta budista en Bali. Foto. Cedida por Ecowildlife</p>

    Fiesta budista en Bali. Foto. Cedida por Ecowildlife

  • <p>Festival Holi, India. Foto. Cedida por Ecowildlife</p>

    Festival Holi, India. Foto. Cedida por Ecowildlife

  • <p>Festival de la Primavera de Eslovenia. Foto. Cedida por Ecowildlife</p>

    Festival de la Primavera de Eslovenia. Foto. Cedida por Ecowildlife

<p>Olimpiadas rurales en Mongolia. Foto. Cedida por Ecowildlife</p>
Danzas de Sarong, Indonesia. Foto. Cedida por EcowildlifeFiesta budista en Bali. Foto. Cedida por EcowildlifeFestival Holi, India. Foto. Cedida por EcowildlifeFestival de la Primavera de Eslovenia. Foto. Cedida por Ecowildlife

Resulta fácil salir de los circuitos turísticos y vivir una experiencia mágica con sabor a cultura, costumbre y tradición si se opta por una de las nuevas escapadas que ofrece Ecowildlife. Esta empresa especializada en viajes de ecoturismo, naturaleza y safaris presenta el catalogo ‘Viajes etnográficos y festivales del mundo’, que propone 13 recorridos en busca de las fiestas “más llamativas de nuestro planeta”.

Así nos lo explica el CEO de la compañía, José Luis Rivera, que indica que estas propuestas, que incluyen los festivales de colores en la India, las olimpiadas rurales en Mongolia o los carnavales de los Indianos de la isla de La Palma, permiten disfrutar de un “contacto directo” -de la mano de un guía especializado- con las festividades de los países que se visitan. In situ, nos dice, acompañan a familias locales en procesiones, fiestas o rituales de manera que se comparten “momentos únicos e irrepetibles” de diferentes culturas.

Fiestas del mundo

Y no hay que ir muy lejos para tener una de estas experiencias. Por ejemplo, en La Palma se celebra cada mes de febrero el Carnaval de los Indianos -emigrantes que salieron de España en busca de una vida mejor en las Américas, entre los siglos XVI y XX-. Esta escapada, en la que cobran protagonismo la “naturaleza y los paisajes” del entorno, brinda la oportunidad de conocer “la idiosincrasia de un pueblo luchador y la cultura que nos unió con Latinoamérica” a través de festejos, gastronomía y música de raíces cubanas. Todo ello, combinado con excursiones por la Isla Bonita, visitas a bodegas o talleres artesanales de barro y tabaco, entre otras cosas.

Fuera de nuestras fronteras, en Japón, se puede descubrir cuán caprichosa es la naturaleza. Esta tierra “exótica y espectacular”, marcada por la “antiquísima” cultura asiática y la arquitectura actual, se enriquece más si cabe entre marzo y abril, en tiempos del Hanami, cuando los visitantes pueden contemplar a su paso la hermosa estampa que resulta de los cerezos en flor. Una experiencia enriquecida con paseos turísticos por Tokyo, Hakone, el Monte Fuji o Kyoto, entre otras paradas.

Monte Fuji, Japón. Foto. Cedida por Ecowildlife

Monte Fuji, Japón. Foto. Cedida por Ecowildlife

Si se opta por Mongolia, se puede asistir al Festival Naadam en el que los nómadas mongoles utilizan el deporte para reunirse y disfrutar de un evento cultural y social de gran interés turístico. Esta Fiesta Nacional, que se celebra entre los días 11 y 13 de julio, se desarrolla en torno a cuatro torneos: la lucha Mongol, el tiro con arco, las carreras de caballos y el lanzamiento de tabas. La cita inunda de color las calles de un país en el que también se disfruta de espectáculos folclóricos, cenas temáticas, rutas en Jeep por el Desierto de Gobi, o excursiones en camello.

Otra de las opciones es viajar hasta la India para bañarse en los polvos de colores del Festival Holi. Y es que en este destino se celebra cada año un evento hindú que da la bienvenida a la primavera: tambores, cantos, bailes, batallas de agua y colores protagonizan la que se considera “la celebración más divertida del país”. Además de disfrutar de esta cita en la ciudad medieval de Ochha, los viajeros encuentran otras sugerencias como paseos en elefante, excursiones por Delhi, pases de cine de Bollywood o visitas al Taj Mahal.

En Perú, un país de “asombrosos contrastes”, esta compañía recomienda asistir al Inti Raymi, la ceremonia inca del solsticio de verano. Esta celebración invita a los turistas a presenciar ritos de fuego, actuaciones musicales o desfiles de vestimentas típicas en la ciudad de Cuzco. Un plan que se suma a otros como visitar Machu Picchu, el complejo arqueológico de Sacsayhuaman, o el Museo de Oro, “una de las más grandes colecciones privadas del mundo”.

Las noches blancas en San Petesburgo. Foto. Cedida por Ecowildlife

Las noches blancas en San Petesburgo. Foto. Cedida por Ecowildlife

San Petersburgo -Rusia-, con una “orgía de palacios y edificios neoclásicos y barrocos”, propone divertirse, la noche del 21 de junio, con los conciertos y fuegos artificiales que marcan la llegada del verano, y que se suman a las miles de velas que iluminan los veleros que inundan la bahía, todo ello en el marco de la festividad de las Noches Blancas. Peterhof, “una de las residencias veraniegas más fascinantes de los zares rusos”; la Fortaleza de San Pedro y San Pablo; o el museo Hermitage, “que incluye obras de Leonardo da Vinci, Rafael, Tiziano o Rubens”, forman parte del itinerario.

También podemos descubrir Eslovenia a través de sus tradiciones y fiestas. Este “excepcional viaje”, fijado para mayo, incluye recorrer los “hermosos” paisajes de uno de los países “más atractivos de Centroeuropa” y un “bastión inexpugnable de tradición y modernidad”. La propuesta comienza con el festival de la naturaleza de Bojinj, en las altas montañas alpinas, ideal para descubrir la belleza natural de la zona, tradiciones populares y la creatividad artística con temas florales. Ecowildlife también incorpora en el programa paseos en barco, rutas de vino para degustar algunos de los caldos “más ricos del mundo”, o visitas a la Cueva de Postojna y Skocjan, el castillo Predjama o las caballerizas de Lipica.

Uzbekistán, Sri Lanka, Myanmar o India completan la lista de destinos a los que viaja Ecowildlife para que el turista se aleje de lo cotidiano y rompa “con la monotonía”. Decía el novelista Henry Miller que “nuestro destino no es un lugar ni un país, sino una forma diferente de ver las cosas”, algo con lo que Rivera está de acuerdo y añade: “ese es el objetivo de estos viajes, mirar a nuestro alrededor y aprender de otras culturas, valorarlas de forma distinta”.

Etiquetado con: , ,
Publicado en: El mundo

Turismo TV <p>Terrazas situadas en la Plaza Mayor de Madrid, frente a la Casa de la Panadería. Foto: EFE/ Javier Liaño</p>
Ver video

Cuarto centenario de la Plaza Mayor duración: 4:05

Ver más videos

SERVICIOS

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies